En la carta de los fueros de Senabria se recogía oficialmente la existencia de un Mercado Semanal en Puebla de Sanabria que gozaba de protección regia (privilegio dado por el Rey Alfonso X “el Sabio” en 1263). En los años 90 se quiso recuperar ese antiguo mercado pasando a celebrarse una vez al año, coincidiendo con el puente del 15 de Agosto y convirtiéndolo en un Mercado Medieval.

mercado medieval de puebla de sanabria

¡Un viaje a otra época!

Cada año, durante unos días, la villa de Puebla de Sanabria retrocede en el tiempo hasta la Edad Media. El casco histórico se engalana con banderas y estandartes que decoran los balcones, el Castillo y las murallas medievales, y el teatro y la música se vive en sus calles.

Actualmente es considerado uno de los tres mejores mercados medievales de España por su realismo. Desde el 11 de Septiembre de 2017 está declarado como fiesta de interés turístico de Castilla y León.

Entre los más de cien puestos instalados se encuentran productos artesanales como bisutería, cerámica, joyería, cuero y juguetes de madera o coronas de mil telas que hacen las delicias de los más pequeños. También abundan los puestos de comidas elaboradas al más puro estilo medieval y venta de productos artesanales.

En las plazas que rodean al castillo se encuentran bufones y princesas y se recrean momentos históricos, pero hay que tener cuidado porque también encontraremos pícaros y bufones que intentarán sacarnos una sonrisa con sus juegos y embustes.

Desde hace algunos años se han incluido visitas teatralizadas dentro del Castillo dónde se recrea la estancia que en esta fortaleza realizaron, en torno al año 1506, Juana I de Castilla (Juana La Loca) y su marido Felipe el Hermoso a la espera de ser coronados Reyes de Castilla.

En la chopera de San Francisco, a las orillas del río, podemos ver exhibiciones de vuelo, exposiciones de armas medievales y torneos de caballeros.

El momento más esperado llega a la media noche con el juicio por la Inqusición a la bruja y su condena a la hoguera. Desde la Torre del Homenaje del Castillo se descuelga una bruja de cartón que posteriormente es quemada. Este espectáculo goza de gran interacción de los espectadores que gritan a favor o en contra de la bruja. Con esta actuación se pone punto final al Mercado Medieval.